El valor de la responsabilidad


Todos sabemos que los valores son fundamentales para la educación de un niño, por eso este mes de Febrero lo vamos a dedicar a hablar de un  valor tan importante como es la responsabilidad.

Podemos decir que ser responsable significa hacernos cargo de nuestras decisiones y de las consecuencias derivadas de ellas pero si atendemos a un concepto más amplio vemos que la responsabilidad va unida a otros valores y conceptos como confianza, compromiso, esfuerzo, autonomía, seguridad.

Vamos ahora a ver cada uno de ellos:

  • Confianza. Se trata de que el niño confíe y crea en sí mismo, que es capaz de realizar las tareas que se le han pedido sin ayuda, y lo más importante, que si no lo consigue y se equivoca lo puede volver a intentar. Así estamos transmitiendo también la idea de que cometer errores forma parte del proceso de aprendizaje.
  • Compromiso. Significa que los niños  sepan asumir y cumplir obligaciones, siempre adaptadas a su edad  y capacidades.
  • Esfuerzo. Está ligado a la idea de que no basta con desear o querer algo sino que hay que trabajar para conseguirlo, de lo contrario entraremos en la dinámica de la exigencia y la inmediatez.
  • Autonomía. Tiene que ver con sentirse independiente, capaz de hacer las cosas por uno mismo, con lo que ayudamos a afianzar la autoestima en tanto en cuanto incide directamente en la imagen que tenemos de nosotros mismos.
  • Seguridad. Según se van asumiendo responsabilidades vamos también afianzando la seguridad y la sensación de ser capaces de valerse por sí mismos para conseguir hacer las cosas.
Ayudar a nuestros hijos a ser responsables pasa por ponerles unos límites claros y enseñarles  a asumir las consecuencias de su incumplimiento, conocer su madurez y nivel de desarrollo, así como sus capacidades nos permitirá también saber qué es lo que les podemos exigir de ellos en cada momento.
Dependiendo de la edad del niño vamos a ver algunos ejemplos de qué pueden hacer.
De 3 a 5 años

 

  • Recoger sus juguetes.
  • Ayudar a preparar su mochila.
  • Poner y quitar su plato y sus cubiertos de la mesa.
  • Llevar la ropa sucia al lugar indicado para ello.
  • Comer solos.
  • Vestirse.
  • Cepillarse los dientes, lavarse la cara y las manos.

De 6 a 12 años

  • Preparar  la mochila con todos los materiales que necesitan llevar al colegio.
  • Ordenar su habitación.
  • Hacer su cama.
  • Poner y quitar la mesa.
  • Hacer compras sencillas.
  • Venir solo/a al colegio.
  • Colaborar en la preparación de su maleta cuando se van de viaje.

A partir de 12 años

  • Doblar y recoger su ropa.
  • Cocinar comidas sencillas.
  • Hacer los deberes sin que nadie se lo diga.
  • Llevar las llaves de casa.
  • Anotar en la lista de la compra cosas que faltan.
  • Realizar compras.
  • Prepararse la maleta cuando se van de excursión, viaje, campamento.

 

Os animamos a trabajar con vuestros hijos haciéndolo desde el conocimiento real de sus necesidades y sus capacidades, de esta forma les estaréis  ayudando  y enseñando el valor de la responsabilidad.

Licenciada en Derecho y Mediadora Familiar y de Menores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *